El fibrocemento con amianto, conocido popularmente como uralita debido a la empresa que lo fabricaba y comercializaba durante el siglo XX en nuestro país, representa uno de los mayores quebraderos de cabeza a la salud pública debido a su amplitud y a su indetectabilidad en muchas ocasiones. Pero la realidad es que la uralita con amianto proporcionaba grandes prestaciones a los inmuebles como resistencia y aislamiento. Es por eso que era necesario crear alternativas de uralita sin amianto para suplirla.

Uralita de fibra de vidrio

En el año 2002 entró en vigor en nuestro país la normativa que prohíbe la comercialización y utilización del amianto en cualquier sector. Pero lógicamente llevaba preparándose varios años. En este sentido, bastantes empresas habían comenzado a desarrollar alternativas de fibrocemento sin amianto antes siquiera de que la uralita con amianto fuera prohibida. Así llegaron tanto la uralita de plástico, de la que ya hablamos en el pasado, como la uralita de fibra de vidrio, otra alternativa completamente inofensiva.

En concreto, la uralita de fibra de vidrio consiste en una mezcla de cemento, que actúa como aglomerante, y de fibras de vidrio, que proporcionan aquel mismo aislamiento y aquella resistencia que proporcionaba el amianto en tiempos pasados. De esta manera podemos proceder con la retirada de la uralita con amianto de manera segura e instalar en su lugar esta otra uralita inocua para la salud humana. En nuestra empresa nos hemos especializado en este procedimiento. ¿Necesitas nuestra ayuda para protegerte?

Uralita fibra de vidrio

Los seres humanos tenemos la mala costumbre de procrastinar las acciones que son inevitables. Un ejemplo es la retirada de la uralita de amianto. La normativa vigente actual solo obliga a hacerlo cuando esta se halla en malas condiciones de conservación o cuando ha alcanzado el final de su vida útil. Esto es así porque solo entonces resulta peligrosa: las fribas de amianto logran desunirse del cemento y comienzan a desprenderse por el ambiente. Es entonces cuando debemos sustituirlo por uralita de fibra de vidrio.

¿Qué está pasando en estos momentos? Pues que, como era previsible, muchísimos propietarios de edificios han postergado el momento de retirar la uralita hasta que esta ha agotado su vida útil. Y esto está pasando a muchísimos inmuebles al mismo tiempo. Así, en los próximos años asistiremos a una retirada masiva de esa uralita con amianto y su sustitición por uralita de fibra de vidrio o uralita de plástico. ¿Pero cuál de las dos es más recomendable? Depende de las circunstancias y necesidades concretas de cada edificio.

Reparar uralita con fibra de vidrio

Una de las grandes ventajas de reparar uralita con fibra de vidrio es que esta puede adoptar una forma y un color muy similar al de los clásicos tejados de tejas rojas. En este sentido, la uralita de vidrio resulta más estética que la uralita de plástico, motivo por el cual este último suele reservarse para naves industriales. La uralita de fibra vidrio suele ser mucho más aconsejable para entornos en los que nos importa la belleza del inmueble. Contáctanos y te proporcionaremos asesoramiento personalizado.

Uralita de vidrio al mejor precio

En cualquier caso, en nuestra empresa estamos completamente comprometidos con el desamiantado social de nuestro país y por eso nos encargamos de reparar uralita con fibra de vidrio o con fibra de plástico por el mejor precio del sector. No lo dudes más y llámanos. Nos encargaremos de elaborar un plan de eliminación, de entregarlo al organismo competente para su aprobación, de implementarlo y de trasladar los residuos a una planta de destrucción autorizada. Un servicio integral para que puedas despreocuparte.